Tutoría de padres: Método Montessori

María Montessori creía que las primeras etapas en el desarrollo de un niño son fundamentales, y que es preciso dar libertad a los más pequeños para que escojan entre las opciones disponibles; en otras palabras, permitir a los niños que satisfagan su curiosidad natural y descubran el mundo a través de sus propias experiencias, sin recibir la información de los demás.

Basó sus ideas en el respeto hacia los niños y en su impresionante capacidad de aprender. Los consideraba como la esperanza de la humanidad, por lo que dándoles la oportunidad de utilizar la libertad a partir de los primeros años de desarrollo, el niño llegaría a ser un adulto con capacidad de hacer frente a los problemas de la vida, incluyendo los más grandes de todos, la guerra y la paz. El  material didáctico que diseñó es de gran ayuda en el período de formación preescolar.

Este método educativo se caracteriza por poner énfasis en la actividad dirigida por el niño y observación clínica por parte del profesor. Esta observación tiene la intención de adaptar el entorno de aprendizaje del niño a su nivel de desarrollo. El propósito básico de este método es liberar el potencial de cada niño para que se autodesarrolle en un ambiente estructurado. María Montessori basó su método en el trabajo del niño y en la colaboración adulto – niño. Así, la escuela no es un lugar donde el maestro transmite conocimientos, sino un lugar donde la inteligencia y la parte psíquica del niño se desarrollará a través de un trabajo libre con material didáctico especializado. tutoria_de_padresEntre las distintas técnicas de aplicación de esta metodología, se cuenta con:

  1. libertad de movimiento del alumno, tanto en el aula como fuera de ella. Los diversos materiales de estudio tienen la cualidad de captar la curiosidad de los niños, y están adaptados para que estos los puedan utilizar para avanzar a su propio ritmo. Además, permiten que el niño advierta si ha cometido un error.
  2. El profesor cumplirá la función de observador y orientador, formado en el método, para mostrar a los alumnos las diferentes tareas que pueden desarrollar, pero interviniendo lo menos posible en su trabajo.
  3. Mezcla niños y niñas de distintas edades en cada aula, y se trabaja tanto de forma individual como en grupo, para facilitar el intercambio de ideas y la cooperación, y evitar el exceso de competitividad así como fomenta la cooperación entre todos los niños. Cada niño tiene su propio ritmo de aprendizaje, y que hay que respetarlo. (como ejemplo, esta película francesa)

Los principios fundamentales de la pedagogía Montessori están basados pues en la autonomía, la iniciativa propia, la capacidad de elegir, el desarrollo de la voluntad y la autodisciplina. También cuentan la concentración, el orden, el respeto de uno mismo y hacia los demás.

Podéis ampliar más conocimientos en su web, Espacio Montessori.

30 thoughts on “Tutoría de padres: Método Montessori

    • Me gustan mucho de las actividades, y la libertad, como bien dices, que se les da. Pero yo considero que ponerles unas reglas o unos límites no es malo.

      • Totalmente de acuerdo contigo, no es malo ponerle límites, al contrario, creo que les beneficia y todo!!
        Es que estos temas me encantan, por que es lo que estoy estudiando y claro no puedo evitar opinar, jejeje!!!
        Besitos guapa

        • Jajaja, y yo estoy contentísima que opines, así nos damos ideas mutuas y puntos de vista que a lo mejor no vemos de primeras.
          Besos!

  1. Suena muy bien y hay cosas muy positivas pero, ¿cómo ellos mismos pueden imponerse una autodisciplina cuando en muchos casos no saben distinguir lo que está mal de lo que está bien??

    • Esa es una de las partes en las que no creo que sea tan eficiente. Pero como en todas las metodologías hay cosas buenas y otras no tanto. Intento en el post poner las cosas objetivamente, no influir, pero vamos, que yo soy de rutinas fijas todos los días, porque creo que es necesario.

    • Yo defiendo muchas de sus actividades, que favorecen la autonomía y el conocimiento de los niños, hasta el poner a niños de distintas edades en una misma clase (cosa que se hace en pueblos del bajo Aragón), pero lo de los límites, no termino de verlo, y más cuando soy de las que no para de escribir que las normas son necesarias para la independencia de los mismos niños.
      Investiga un poco más, busca actividades acordes a la edad, y ya me dices.

      • Lo de poner a niños de distintas edades en la misma clase, aquí también lo hacen cuando hay pocos niños en el cole, y personalmente no me gusta, los niños de menos edad bien, los más avanzados aprenden de los mayores pero que pasa cuando esos más avanzados son los mayores? Se aburren.

  2. En la época de estudiante de mi madre lo de tener niños de varias edades mezcladas en el mismo aula era lo habitual, porque el pueblo era pequeño y sólo había un colegio con una única clase a la que acudían todos. Mira que curioso que este método tenga en cuenta como algo favorable esa mezcla de edades. Ahora, que seguro que aquella maestra pondría límites, y muchos, para controlar a esa caterva de niños. Yo es que esto de tantas libertades no acabo de verlo.

  3. Trabajo del niño y colaboración del adulto. Me parece perfecto si el guión, aún saltándoselo de vez en cuando, lo monta también el adulto.

  4. Marta, me parece interesantísimo y tengo una pregunta, ¿sabes de alguna lectura al respecto que esté bien para aprender más cositas sobre este método? ¡Gracias!

  5. Estoy de acuerdo con el método Montessori y es de los que más me gustan pero, tal y como respondiste a algún comentario, debe haber reglas, los niños pequeños no creo que tengan las herramientas para autodisciplinarse sin que nosotros les hayamos enseñado antes los principios básicos de orden, respeto y límites claros. Ya leíste una vez uno de mis posts en donde cuento mi experiencia como niña educada a lo Montessori y la verdad es que incluso hoy en día a veces me cuesta mucho acomodarme a reglas o a seguir instrucciones, no es que sea una inadaptada, pero tiendo a ir mucho al lado creativo y eso no siempre es positivo.

    Me encantan tus tutorias 🙂

    • Muchas gracias por tu aportación. Este método es de los más completos que veo, desde el punto de vista del educador, aunque también, tiene sus fallos, lo ideal es eso, mezclar las cosas buenas que tiene con las demás de otros métodos. Pero es una utopía, de ahí, que tengamos que ser los padres los que adaptemos parte de la educación del colegio en casa 😉

  6. Yo, como ya te dije soy mucho del método Montesori, pero es verdad que tiene también sus fallos. El respetar el ritmo individual de cada niño/a es fundamental y no comparar el rendimiento con los demás niños, sino con el suyo propio. Pero por otro lado, darles libertad en todo, tiene sus riesgos. A veces no está de más se les pongan límites, son necesarios.

    • Sí, a mi me encantan muchas de las actividades de Montessori, y también la ideología en sí, aunque lo de los límites para mi es esencial, no en plan rígido, pero unas normas son necesarias.

  7. A mi me encanta este método, “somos muy de Montessori en casa” jejeje Yo espero poder llevarlo a un colegio Montessori, pero por el momento (con los precios que barajan…) se queda en un sueño más que una realidad

    • Los precios tiran para atrás a muchos padres. Algo tan importante como la educación no debería barajar esos precios. Pero siempre se pueden realizar actividades en casa, que a los más pequeños divierten y aprenden.

  8. Me encanta la idea que tenía esta mujer, y creo que es fundamental tratar siempre con respeto a niños y mayores. Es verdad que son pequeños, pero son personas, como todos y todas. Creo que al final es un poco tratar a los demás (grandes y pequeños) tan bien como nos gustaría que nos trataran a nosotros: que nos traten con respeto, que nos dejen elegir, equivocarnos, que nos ayuden solo cuando lo necesitamos, etc.

    • Sí, esa es la base, respeto entre todos, y buen hacer. Creo que la razón nos dicta muchas veces como debemos actuar y como debemos pensar tanto por nuestro bien como por el del prójimo.

  9. Hay muchas cosas que me gustan de este método: sobre todo la idea de mezclar edades y la libertad. En cuanto a lo de los límites y la autodisciplina, no tengo la suficiente información para saber “cómo” puede llegar a funcionar, pero me encantaría ver por un agujerito a los peques en clase para saber si es realmente eficaz…

    Besotes!

    • Eso estarái genial, yo soy de las que prefieren las rutinas, y considero que hay que seguir unas determinadas pautas, o reglas de disciplina para poder funcionar en sociedad, pero las actividades son estupendas.

  10. Yo trato de seguir el método Montessori lo más que puedo con mi niño, aplicar este tipo de educación en casa o variarla con la que ofrecen el maternal, que es bastante convencional, así que creo que por ahora tenemos una buena mezcla.

    • Sí, creo que como todos los proyectos educativos, mezclar cosas de cada tipo de enseñanza es bueno, reforzar las actividades en las que veamos que los niños son más propensos a realizar, etc…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *